blog literario

Secretos

Volver a las poesías desacertadas


A menudo me surge la necesidad,

de consultar mis grandes miedos,

con quienes en mi entorno están.

Soy un ser fuerte y así me consuelo.


Pero, cuando comienzan a emerger

las fulleras pericias que me hacen

pensar en que podrías desaparecer,

me desmorono en el desamparo.


Quisiera compartir mis pesadillas

con seres, a los que les importe,

y a la vez que de mí no sepan,

así no hay forma de desahogarse.


Quisiera ser como el agua, que va

a cualquier parte, sin importarle

quien beba o quien en ella se bañe,

pero no me lo permite mi terquedad.


La impotencia de mi soledad

me hace llorar, me siento perdido,

mi rumbo paralizado queda.

No sé qué haré cuando te hayas ido.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies